¿Quién se puede beneficiar de uso de magnetos?

Las personas con dolor crónico de espalda han reportado que encuentran una mejora significante al dormir con colchones magnéticos y usando cojines con asientos magnéticos. Codo de tenista, síndrome de túnel carpiano y diversos problemas relacionados a los tendones y a los ligamentos pueden ser curados de una manera más rápida si se usan bandas magnéticas o si existen magnetos que se aplican a las áreas afectadas. En algunos hospitales se usan poderosos electro magnetos para acelerar el proceso de recuperación en huesos rotos. El uso regular de la terapia de magnetos se puede notar en la primera hora de tratamiento, aunque hay ocasiones en donde se necesitan de 3 a 4 días de tratamiento regular para sentir las mejoras.

Artritis, gota, esclerosis múltiple, fibromialgia, insomnio y otras condiciones pueden ser tratadas con el uso de magnetos.

¿Cómo funcionan los magnetos?

ALIVIO DEL DOLOR es el uso más común de los magnetos. No se entiende por completo el funcionamiento. Algunas teorías sugieren que pueden ayudar a los circuitos electicos del cuerpo y pueden alterar las señales de dolor en el cerebro. Los magnetos pueden incrementar el flujo de sangre capilar, ayudando a eliminar el ácido láctico y otros agentes inflamatorios que se acumulan en los tejidos. Esto puede ayudar con el alivio del dolor y la inflamación. El suministro de sangre también trae consigo oxigeno que podría ser beneficioso para relajar los músculos y aliviando calambres y espasmos causados por falta de oxigeno. Esta es la mismo razón por la cual los masajes son usados para relajar los músculos de un espasmo; para permitir el flujo de la sangre y proporcionar el oxígeno necesario para eliminar el espasmo.

Terapia vibracional

La sanación vibracional es un proceso donde las vibraciones son introducidas o transferidas a los cuerpos físicos y energéticos de una persona, para ajustar las vibraciones que se han alterado en el cuerpo físico y áurico. Esto está basado en la creencia de que las enfermedades y dolencias de una persona son causadas por bloqueos o alteraciones en el cuerpo humano y áurico. Dichos bloqueos y alteraciones causan que las células, los órganos, el sistema, o el cuerpo energético bajen su vibración. Las vibraciones bajas pueden resultar en enfermedades o dolencias. El proceso de la sanación vibracional ajusta las vibras alteradas.

Para estar saludable, un individuo necesita tener una vibración alta en su cuerpo físico y áureo. La vibración es alimentada de diversas maneras, incluyendo la manera de pensar, sentir, creer, ver, oir, oler, tocar, comer, tomar, y respirar. Mientras que una persona se enferma, sus vibraciones van disminuyendo. Y mientras más bajen las vibraciones, la persona se vuelve más susceptible a energías negativas e intrusos, haciendo que el ciclo de mala salud sea perpetuo.